• Quienes Somos
  • Nuestros Valores
  • Prensa y RTV
  • Servicios
  • DONAR
  • Contacto

Noticias Camino

El alemán que se largó a Galicia

Radio Camino de Santiago 14 noviembre, 2020


Fondo
Pincha en el icono del mundo y elige tu idioma para escuchar la publicación.

El alemán que se largó a Galicia ¿Os imagináis que, después de El corazón de las tinieblas , un amigo os propusiera la lectura de un autor desconocido cuya obra trata precisamente sobre los recuerdos de un marinero en una travesía iniciática por un río tropical?

El cronista tuvo esa sensación cuando Rafa L., compañero y amigo, titulado e inteligente (no siempre son sinónimos), corrector de estilo y lector voraz, le prestó su ejemplar de Bueno, me largo . “Tienes que leerlo”, le dijo.

Hasta entonces, el interpelado no sabía nada del alemán Hape Kerkeling, una celebridad en su país. Tampoco le apetecía otra obra sobre la ruta jacobea. Después de Nunca llegaré a Santiago (Anaya & Mario Muchnik), de Gregorio

SONY DSC

Morán, creía que ya estaba todo dicho. Además, Kerkeling es un superventas y parece convertir en oro cuanto toca. Eso le hacía temer estar ante otro libro sobre el Camino del estilo de Shirley MacLaine o Paulo Coello. Por fortuna, el respeto por Rafa L., el embajador que desearía cualquier libro, pudo más que todos los prejuicios. Hay recomendaciones, como la suya, que no pueden caer en saco roto. El actor y presentador Hape Kerkeling se dio a conocer como un cómico exitoso y precoz (con 16 años ya enviaba cintas con sus monólogos a las radios). Hoy se considera sobre todo guionista y escritor, aunque sigue actuando. La película Este niño necesita aire fresco , basada en su aplaudida autobiografía, fue una de las sorpresas del 2019.

El Camino influyó mucho en su decisión de cambiar paulatinamente los focos por la escritura. Su peregrinaje también fue llevado al cine en el 2015, aunque la película no tuvo tanto éxito ni se estrenó en tantos países. Su libro complementa a la perfección el de Gregorio Morán. Ambos están en las antípodas: un humorista que no se toma muy en serio y un periodista, articulista y escritor poco dado a reírse de sí mismo. Bueno, me largo se publicó en el 2006. Nunca llegaré a Santiago, en 1996. Ambos títulos son hitos de la ruta jacobea. Y de la literatura de viajes.

“No es verdad que se viaje para olvidar, sino para crear nuevos recuerdos”, dice Morán, una conclusión que muy bien podría adjudicarse a Kerkeling. El alemán que se largó a Galicia, que habla seis idiomas, no quería llegar a Santiago de Compostela porque “la esencia del peregrino está en el camino” y allí, en el camino, hubiera deseado quedarse. Se diría que esta es también la intención de alguien tan ferozmente cáustico y descreído como Morán, que justo por eso no termina su recorrido en Santiago ni en su catedral, de la que pasa de largo, sino en Finisterre.

LEER MÁS…

FUENTE: LA VANGUARDIA

Etiquetado como:.

Publicación anterior